Sirviendo la Palabra según Sanjuán: Lc 5, 12-16

«Sucedió que, estando Jesús en una de las ciudades, se presentó un hombre lleno de lepra; al ver a Jesús, cayendo sobre su rostro, le suplicó diciendo: «Señor, si quieres, puedes limpiarme». Y, extendiendo la mano, lo tocó diciendo: «Quiero, queda limpio». Y enseguida la lepra se le quitó». En los tiempos de Jesús, el […]

Heridas sanadoras

Decía Oscar Wilde que “el dolor es una herida que sangra siempre cuando la toca cualquiera mano que no sea la del amor; y, si esta la toca, sangra, si bien no es tanto el sufrimiento”. A menudo, al encontrarme con la gente, las oigo quejarse y contar penas. Todos, sin excepción, sufren. Algunos más […]