En esta tarde
de muros y maniobras,
una extrañeza interroga
el beso del timón
sobre la rutina de tu cuerpo.

Un posible sueño
merodea tus labios
en la fuga del agua
que cae sobre los pájaros en destierro.

Rompo los dados
de otro juego inerte,
tempestivo de lunas sonoras
y desaparecen
las ojeras de este
cansancio mudo
que rema las algas
de tu piel azabache
sobre el vientre de un crepúsculo.

Ramón Uzcátegui, sc

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.