Hace unos días terminó el viaje a los lugares claretianos que realizaron los Novicios Vitor y Tiago, que están en Granada junto con su Maestro, Juan Antonio Lamarca, cmf (quien en esta web nos escribe semanalmente en la sección “Gotas de Rocío” sobre expresiones-comparaciones que usaba el P. Claret). Les acompañó también nuestro Estudiante Nyasha. Dejamos aquí la crónica que nos ha remitido Juan Antonio así como algunas fotos.

Del 14 al 21 de mayo en el noviciado hemos tenido el tradicional viaje a la “cuna” de la Congregación. Partimos el lunes 14 desde Granada los novicios Vitor y Tiago, el estudiante Nyasha y Juan Antonio Lamarca, el Maestro de Novicios. En esta ocasión se ha unido el estudiante zimbabuano de Bética al no haber hecho el noviciado en España. Al llegar a Vic nos encontramos con un buen grupo de formadores haciendo la Escuela del Corazón de María en compañía de los PP. Jesús Mª Palacios, Leo Dalmao y el P. General, Mathew Vattamatan. Con todos ellos hemos compartido comidas y alguna celebración; momentos que a nosotros nos han llenado de alegría y sentimientos de comunión.

El martes 15 visitamos Sallent, el pueblo natal de San Antonio Mª Claret, y Fussimaña, ermita mariana a siete kilómetros de Sallent tan visitada por nuestro P. Fundador desde niño en compañía de su hermana Rosa y más tarde como sacerdote y arzobispo. Fuimos acompañados por el P. Pujol y pudimos compartir la fraternidad claretiana con la comida y el café. A lo largo de la tarde fuimos a visitar la cueva de Manresa de San Ignacio de Loyola y el santuario de Montserrat, de tantas resonancias claretianas.

El miércoles 16, en compañía del P. Carlos Sánchez del CESC, visitamos los lugares más significativos de la Barcelona de Claret: la Catedral, la Iglesia de Santa María del Mar, la Iglesia de San Justo y Pastor, la comunidad de San Felipe Neri, la Escuela de artes y oficios, la Barceloneta…, tuvimos la oportunidad aún de visitar la Sagrada Familia y la Curia y comunidad Asistencia de Gracia, donde nos ofrecieron un reconfortante “tentempié” para reponer fuerzas.

El jueves 17 le tocó el turno a Vic. Por la mañana fuimos de la mano del P. Jesús Mª Palacios a conocer el museo claretiano donde se encuentra la habitación de la Fundación y la cripta del santuario en donde está enterrado el P. Fundador,  los PP. Esteban Sala y Josep Xifré, y un buen grupo de mártires de la guerra civil española. Pudimos pasar un bonito y emotivo encuentro de oración recordando la carta de Clotet a Xifré relatando las últimas horas de la vida de Claret. Por la tarde el P. Carlos Sánchez nos guio por Vic, evocando por cada esquina la presencia claretiana desde aquel 29 de septiembre, día de San Miguel, en que Claret llegó al seminario de Vic hasta nuestros días. Terminamos el día celebrando la eucaristía con el obispo vicense que se acercó a la casa para tener un encuentro con los formadores en formación.

El viernes 18 fue un día de no menos intensidad. Comenzamos celebrando la eucaristía y laudes con el P. General en la Cripta santa; fue un momento en el que sentimos con mucha fuerza la comunión con toda la Congregación. Y ya a lo largo de la mañana visitamos con el P. Carlos Sánchez los pueblos de alrededor de Vic con una especial resonancia claretiana: Viladrau, pueblo en que estuvo de Regente y desde donde empezó las misiones populares, y pueblos misionados por él como Seva, Espinelves y Santa Eugenia de Berga. Al final de la mañana nos dio tiempo de visitar la casa materna del P. Xifré. Por la tarde tuvimos la oportunidad de conocer las dependencias del CESC de la mano del P. Severiano Blanco, importante colaborador de esta institución claretiana.

El sábado 19 salimos de Vic camino de Barbastro. La comunidad estaba terminando esa mañana una tanda de Ejercicios Espirituales con el P. Cristo Rey. Esta ciudad martirial merece un día entero, y así lo hicimos. Visitamos el museo, los dos lugres del martirio, el Pueyo… Todo en compañía del P. Antonio Alcántara, filipino de la provincia de Estados Unidos destinado a Barbastro para la atención a los peregrinos de habla inglesa; con una gran sencillez nos hizo muy cercano el testimonio martirial de nuestros hermanos.

El domingo 20, día en el que la Iglesia celebra Pentecostés viajamos a Madrid, haciendo algunas paradas como la de El Pilar de Zaragoza, encomendando nuestra vocación y la vida misionera a la intercesión de la Virgen. Después de celebrar la eucaristía compartimos la mesa con nuestros hermanos de Jaenar.

El lunes 21, viaje de vuelta a la cuidad de la Alhambra, y descanso de un provechoso y estimulante viaje a los lugares carismáticos de la Congregación.

Juan Antonio Lamarca Carrasco, cmf.

Aquí algunas fotos del viaje:

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.