Dios no mandó a su hijo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por él.

El que realiza la Verdad se acerca a la luz, para que se vea que sus obras están hechas según Dios.

A veces las relaciones de familia se enturbian, se establecen críticas entre unos y otros y se deteriora la convivencia.

Propuesta para cuidar la familia:

En una situación familiar que se esté viviendo, antes de juzgar a los demás miembros de la familia, buscar juntos la Verdad –obremos según Dios- y actuar en consecuencia, para ser luz para toda la familia.

Margarita Angulo y José Morenodávila

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.