Como bien sabemos desde nuestra visión creyente, la Navidad es mucho más de lo que presentan gran parte de los medios de comunicación, la publicidad, etc. No es un tiempo “para consumir” más o para “regalar” más. Por eso los miembros de todas nuestras Parroquias han disfrutado de estos días desde el encuentro con el Misterio del Dios hecho niño y todo lo que de ello se desprende. No obstante, también sabemos que es muy difícil estar al margen de la vivencia que la sociedad impregna a las “vacaciones de Navidad”. El reto es cómo evangelizarlo. Por eso, en nuestras Parroquias también se intenta conjugar todo la “fiebre” de los regalos de estos días con una visión más humanizadora y evangélica. En ese sentido, cobran especial relevancia iniciativas como la que se ha desarrollado en nuestra Parroquia de Fátima de Tenerife para recoger juguetes y poder repartirlos luego entre los niños de familias más empobrecidas del barrio. La solidaridad y “las buenas intenciones” no deben ser sólo una “moda navideña”. Pero hay que aprovechar el contexto de esas fechas del año para dar un empujón a la fraternidad y el compartir. Por eso, ¡enhorabuena a la Parroquia de Fátima y todas las demás que en las semana pasadas han optado por vivir las fiestas desde esa óptica.

 

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.