“Ciertamente, los hijos de este mundo son más astutos con su propia gente que los hijos de la luz”. 

Aparte de otras cosas en las que puedas pensar a leer el Evangelio de hoy, cae en la cuenta de que el administrador de este hombre rico hace todo lo posible por hacerse buenos amigos entre los necesitados.

Lo que hace este administrador hace brotar en mí una pregunta que comparto con vosotros: ¿empleo los recursos personales que yo tengo – porque Dios me los ha dado – con aquellas personas que los necesitan?. 

Todos tenemos muchos bienes que deberíamos aprender a utilizar y administrar en favor de los demás poniendo en ello toda nuestra astucia y creatividad.

Al menos, poniendo en función toda la astucia y creatividad que ponemos para otras muchas cosas. 

Es de alabar la astucia y creatividad de muchas organizaciones – sin ir más lejos PROCLADE Bética o PROCLADE Canarias – que llaman a muchas puertas para que el amor y la solidaridad pueda extenderse por todo el mundo.

Y también es de alabar la astucia y la creatividad de tantas personas que ponen sus capacidades al servicio de los que más sufren. Presenta hoy al Señor a todas esas personas y asociaciones y pide que también a ti te dé energía e iniciativas en la promoción de los más necesitados. 

Buenos días.

Antonio Sanjuán, cmf

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.