“El que encuentre su vida la perderá y el que pierda su vida por mí la encontrará”. 

Qué distinto es el concepto que nosotros tenemos de perder y ganar del concepto de perder y ganar que tiene Jesús!. 

Desde Jesús, ganamos cuando perdemos. Mientras más vida perdemos por Él y por los demás, más vida ganamos. 

Como una madre, que cuanta más vida da a su hijo más vida de madre tiene. 

Ni un solo vaso de agua fresca quedará inútil o estéril cuando se da para comunicar vida. 

Cae hoy en la cuenta de los momentos en que pierdes vida – tiempo, sueño, planes…-, para dar vida. Seguro que te sentirás con más vida. 

Buenos días.

Antonio Sanjuán, cmf

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.